En España, indemnizan a un niño que no pudo ser abortado por un fallo en el diagnóstico prenatal

Alicia LlanasInformación

La amniocentesis es un análisis que se realiza entre la semana número 13 de gestación y la 16. No sólo detecta síndrome de Down sino también otras cromosomopatías, aunque la trisomía 21 es la más frecuente. Consiste en extraer líquido amniótico de la bolsa fetal y analizar las células que desprende de la piel del feto. Esas células se cultivan para comprobar el número de cromosomas.


“¿Su bebé es niña … y además tiene Síndrome Down, quiere abortar? o quiere continuar con el embarazo?”

Esto es algo cada vez más frecuente en países como EU y España, y es legal!

¿Sabían que de 10 embarazos en EU y España donde los doctores dicen por medio de estas pruebas que un bebé viene con Síndrome Down, 9 bebés son abortados? el 90% de los bebés diagnosticados con Síndrome Down en un embarazo son abortados!

Se me hace increíble la facilidad con la que una persona puede deshacerse de su hijo por no cumplir con las expectativas del mundo, y ahora lo que faltaba…..

Que pasa cuando después de la prueba todo sale ‘bien’ y a la hora del nacimiento del bebé resulta que siempre si tiene Síndrome Down?

El Tribunal Supremo (TS) acaba de dictar una sentencia por la que reconoce explícitamente el daño patrimonial derivado de un diagnóstico prenatal erróneo que privó a la madre de un niño con síndrome de Down de la oportunidad de valorar si abortar o no. Cada uno de los padres recibirá 75.000 euros y, algo novedoso, el niño tendrá una pensión vitalicia de 1.500 mensuales. Desde el año 2005 se han producido una veintena de sentencias por lo que se denomina «nacimiento equivocado»

Una madre en España, quedo embarazada a los 39 años, y decidió hacerse la prueba para abortar si el bebe no venía ‘bien’, resulta que en el hospital se equivocaron los resultados , y le entregaron los de otra paciente, y OH sorpresa! su bebé nació y si tiene Síndrome Down

Resulto que demandaron al hospital, y ganaron la demanda, la sentencia destaca que se debe resarcir no solo el daño moral causado a los padres sino también la “lesión puramente económica consistente en el notable mayor coste de criar a un niño con síndrome de Down”.
Ahora me pongo a pensar en la otra mamá que también se hizo la misma prueba y que le entregaron los resultados de esta mamá? a ella supongo le dieron la noticia de que su hijo vendría con Síndrome Down, y que ? aborto? o siguió?